Ciudad hermosa y completa
que alberga a quien quiera
hacer parte de su historia.

 

Rodeada de verdes montañas
y todas las comodidades
que la mantienen despierta.

 

En ella encuentras de todo,
antigüedad y modernidad complejas,
que se tejen entre construcciones añejas
y nuevos diseños que la juventud entrega.

 

Con Parques para disfrutar en familia
tardes de recreo y naturaleza sin prisa.

Ciclorutas que atraviesan la ciudad
permitiéndonos disfrutar de la maravilla,
que es poder hacer deporte moviéndonos
sin invadir la vía.

 

Corredores viales que permiten transportarse por la ciudad fácilmente,
conectando los opuestos de la ciudadanía presente.

 

Y un Tren de la Sabana que con su Silbato nos traslada
a tiempos memorables de nuestros ancestros recordables.

 

¡Oh mi Bogotá Querida,
hoy en tu Día
te deseo felices 480 años
de memorias vívidas!